Asamblea Constituyente; Lo Mejor Está Por Venir

Spread the love

Columna de Opinión 

Asamblea Constituyente; Lo Mejorar Está Por Venir

Por Gary J. Nuñez Ordoña

Hace pocos días atrás se aprobó la paridad de género para las elecciones de las constituyentes y los constituyentes. Una aspiración de toda nuestra sociedad.

Paradójico es, que existan sectores de la derecha de nuestro país, que tildan esta votación como anti democrática. Hasta hace unos días, las mujeres de nuestro país, que siempre han sido mayoría, para todos los efectos, seguían siendo minoría en su representación. Desde ahora y en adelante, la paridad se debe plasmar en todos los ámbitos de nuestra sociedad.

Este cambio, anhelado por muchos años ya nos habla que el proceso constituyente se encuentra en marcha. La paridad llegó para quedarse.

Sin lugar a dudas que la angustia ronda en la mayoría de nuestras mentes. Así también, apareció en todas sus formas en la campaña del terror, auspiciada y promocionada por los grupos minoritarios que han recibido los beneficios, de un modelo, injusto y precario para la gran mayoría de la población.

Lo mejor está por venir. Este sentido figurado de la expresión, tiene asidero para ambas posiciones; la del Apruebo y la del Rechazo.

El rechazo, seguirá con sus énfasis en el miedo, intentando a través de todos los medios, distorsionar la realidad y en su mejor expresión, emitir una realidad a medias, como, por ejemplo; las cifras de mujeres que se manifestaron para el 8M. También existe otra cara, que el día lunes pasado hizo su aparición, tal cual estrategia de la dictadura. Colocar en pantalla abierta eventos para distraer la atención, como es el caso del futbol chileno; sin lugar a dudas, el poder factico entró en acción.

Así también los del apruebo, que siguen sin darse cuenta que las personas de a pie, los que han salido a las marchas, mujeres, hombres de todas las edades los quieren ver unidos, y mientras tanto ellos, siguen con sus litigios por disputas de mezquinos intereses.

Todas aquellas y aquellos que vamos a votar en este plebiscito del 26 de abril, es necesario que nos preparemos y eduquemos, para enfrentar lo que se viene una vez gane el apruebo. Ahí no se termina la lucha, ahí recién comenzará una dura batalla, que puede ser más dura que cualquiera otra cada uno de nosotros haya librado. Caso a destacar, lo que vivió Colombia, que finalmente los poderes factitos hicieron fracasar los acuerdos de paz alcanzados después de la asamblea constituyente llevada a cabo en ese país.

Ahora viene el tiempo de no dejarse amedrentar o atemorizar por los vaticinios derroteros de aquellos que ostentan el poder político y económico de nuestro país. Hoy es el momento constituyente, un momento que nunca antes hemos vivido y que algunos nos llaman a no vivir, como si no fuéramos dignos de buscar nuestro propio destino.

En mis clases es recurrente esta oración “Si seguimos haciendo las cosas como las hemos hecho hasta el día de hoy, seguiremos obteniendo los mismos resultados”. Esa oración no es mía, pero hoy cobra más sentido que nunca.

El proceso constituyente ya está en marcha, ahora es nuestro momento constituyente y eso implica pensar el país que queremos y pensar en el otro y en nosotros.Votar el próximo 26 de abril, es un deber, pensar qué país queremos es una oportunidad única, la asamblea constituyente ya está cerca; lo mejor está por venir.