Caldera: Una Locación Abierta al Aire Libre!!!

Compartir:Share on FacebookTweet about this on Twitter

Disfrutar del paisaje en Caldera es una buena razón para tomar la cámara fotográfica y salir ha recorrer la comuna con mucho entusiasmo y registrar tantos momentos como puedas, es un ejercicio simple y muy bueno para observar cada minúsculo espacio en el microcosmos del todo.Un lugar disponible ahora mismo para atraer a los realizadores nacionales y extranjeros de películas de cine , documentales y todo tipo de realizaciones de arte contemporáneo.Su clima y características tan particulares, la hacen por su belleza y su pasado histórico, el escenario propicio para convertirse en una locación abierta al aire libre y recibir a muchos realizadores y directores de cine y que Caldera sea fuente de inspiración para sus creaciones fílmicas.Muchas historias , muchas películas para filmar.

Historia 

La creación del puerto de Caldera se debió a la construcción del primer ferrocarril chileno por parte de la recién creada Compañía de Ferrocarriles de Copiapó, como resultado de la necesidad de contar con un puerto de embarque para la producción de minerales existente por aquel entonces, y que provenían de las minas Chañarcillo y Tres Puntas. Es por ello que por Decreto Supremo del 21 de septiembre de 1850, la por entonces pequeña caleta de Caldera se convirtió en un puerto de real importancia a nivel nacional.

Al año siguiente, el 25 de diciembre de 1851, comenzaba el primer viaje del primer ferrocarril de Chile, recorriendo el corto, pero significativo tramo de Caldera a Monte Amargo. Esta locomotora hizo este recorrido, no sólo transportando minerales, sino que también comenzó un tráfico constante de pasajeros entre Caldera y Copiapó, que no tardó en darle nuevos bríos al naciente puerto, comenzando a fructificar las labores comerciales, convirtiendo a Caldera en una ciudad con todos los adelantos propios de la época.